martes, 2 de agosto de 2022

¿Aún no has seleccionado la alternativa para hacer tu Etapa Productiva?

📌 Participa en la jornada informativa y de activación que se realizará de la alternativa Contrato de Aprendizaje, podrías conseguir un 🤩 patrocinio con una empresa. Para más información revisa la imagen y/o dirígete al área de Relaciones Corporativas.




  

lunes, 1 de agosto de 2022

SENA Innova continúa apoyando a los empresarios colombianos

 

La lipia oreganoide, el cedrón y dos especies que están siendo evaluadas por el herbario del Jardín Botánico y de la Universidad Distrital, una de ellas con gran potencial mentolado y la otra con gran potencial de control de parásitos, hacen parte de las plantas usadas para preparar aceites esenciales.

La empresa Unilabs Asesoría e Investigación SAS, dedicada a la investigación y desarrollo de productos naturales, participó en esta convocatoria y recibió 190 millones para cofinanciar su proyecto.

Con el propósito de aunar esfuerzos para la implementación de la línea programática de fomento a la innovación y el desarrollo tecnológico en las empresas, el SENA mantiene un convenio con Colombia Productiva, donde se cofinancian proyectos que conduzcan a la innovación y sofisticación de sus productos y servicios, mediante la transferencia de conocimientos, tecnologías y mejores prácticas.

Es así como Marcela Suárez, ingeniera química y fundadora de Unilabs decide participar en la convocatoria de SENA INNOVA a fin de fortalecer la infraestructura de su laboratorio y el tejido económico de algunas unidades productivas de Machetá, Cundinamarca, lugar donde tiene establecido su proyecto.

“Postularnos a SENNA INNOVA fue una iniciativa que surgió luego de realizar una maestría en Barcelona donde estudié la resistencia de los antibióticos en infecciones veterinarias. Partiendo de esa problemática me surgieron interrogantes tales como, ¿qué plantas medicinales pueden ser posibles alternativas terapéuticas para el manejo de infecciones? Y es así como buscamos la ayuda del SENA”, mencionó Marcela.

Esta empresa, que lleva 10 años en el mercado, que investiga y desarrolla productos naturales con plantas nativas e introducidas para controlar y prevenir las infecciones y evitar los parásitos producidos en el área veterinaria, ha producido limpiadores óticos, enjuagues bucales, champú desinfectante y selladores mamarios para precaver la mastitis bobina.

Sandra Toro, dinamizadora SENNOVA del Centro de Biotecnología Agropecuaria, agregó que “como contrapartida la empresa Unilabs desarrollará transferencia tecnológica a instructores del área agrícola, pecuaria y de agroindustria y a sus aprendices. Se contempla que, a través de los seminarios taller, los aprendices aprendan algunos procesos de extracción, y los instructores, a evaluar los extractos frente a la capacidad antimicrobiana que tienen los organismos resistentes”.

A lo largo de la investigación que adelanta Unilabs se han evaluado diferentes aceites esenciales con varias especies arbustivas que no se encuentran comercialmente en viveros ni en cultivos. Esto llevó a la empresa a crear una estrategia de propagación con el apoyo de unidades familiares y productivas del sector. Las familias siembran las plantas en sus huertas y mensualmente les venden el producto a la empresa para que puedan garantizar el material vegetal y obtener los aceites.

Además de beneficiar a 10 unidades productivas de la región, Unilabs cuenta con asesores en el área de agricultura ecológica y en el área administrativa, de emprendimiento e innovación; trabaja una doctora química, quien colabora en caracterización y síntesis, y una bióloga.

“Nuestra meta es posicionarnos en Colombia como una empresa de investigación que desarrolla medicamentos medicinales efectivos para el área veterinaria. Nuestro país cuenta con gran diversidad de plantas que pueden ser aprovechadas y estudiadas” afirmó Marcela.


Oficina de Comunicaciones Regional Cundinamarca

Margareth Layton Camacho: mlayton@sena.edu.co


“Los sueños sí se cumplen cuando lo que sobra es pasión”

 

“Mi esposo y yo hemos pasado por muchas cosas, han tratado de engañarnos laboralmente, han tratado de decirnos que no podemos, que somos incapaces, pero todas esas cosas nos fortalecen porque sabemos que los sueños sí se cumplen cuando lo que sobra es pasión”

Patricia Camargo nació en un hogar humilde en Bogotá, su madre trabajaba en oficios varios y su padre lidiaba con el alcohol hasta que le conocieron demencia senil y olvidó todo cuanto lo rodeaba, a sus 24 hijos, a su esposa, pero menos a su `Pato`, la hija que nunca lo abandonó aun cuando su discapacidad visual le impedía cuidarlo adecuadamente.

Antes de que la diagnosticaran como paciente de baja visión con pronóstico a quedar completamente ciega, Patricia trabajaba, estudiaba teología bíblica y compartía largas tardes de lectura con sus amigos. De un momento a otro las letras empezaron a perderse y a quedar en siluetas detrás de una cortina. Para ese entonces su mayor reto oscilaba entre no caerse para no tener que usar el bastón, porque eso la asustaba demasiado, y convencer a su familia de que ella era capaz de continuar sin las palabras de lástima que le ofrecían.

A los 24 años ingresó a una fundación para personas con discapacidad, donde conoció a Johan, un joven sordo con quien lleva 15 años de matrimonio y es el padre de sus dos hijas. Allí hicieron un curso en sistemas básico, se volvieron muy amigos, se comunicaban de forma escrita porque Patricia aún no conocía la lengua de señas, y finalmente se enamoraron.

Johan perdió la audición a los dos años cuando debido a una fiebre con convulsiones y luego del paseo de la muerte le dio meningitis, inflamación del tejido delgado que rodea el cerebro y la médula espinal, que le provocó un coma durante seis meses. Al despertar, sus padres no solo conocieron su estado de sordera total, sino que tuvieron que enseñarle a hacer lo que ya a su corta edad había aprendido.

“En ocasiones las personas me preguntan cómo es que yo siendo ciega opté por convivir con una persona sorda, cómo es que hacen para comunicarse si usted necesita ver las señas, y mi respuesta es y será siempre la misma, Johan son mis ojos y yo soy los oídos de él”

En el tiempo que llevan conviviendo, Patricia y Johan han coincidido en múltiples trabajos, uno de ellos fue con el Plan de Gobierno Bogotá Humana, donde los dos eran guías ciudadanos. Allí, una de las exigencias para los empleados era que debían trabajar y estudiar. Ellos trabajaban en el día y en la tarde se dirigían al SENA ubicado en Chapinero para estudiar Programación de Software. Patricia tuvo que ser por un tiempo la intérprete de Yohan porque aún no se contaba con este profesional en el área.

“La experiencia fue muy bonita, no solo porque eso me permitió lograr un ascenso en el trabajo, pasé a ser monitora y a dirigir a más de 30 personas en condición de vulnerabilidad; sino que, conocimos instructores maravillosos que se preocupaban demasiado por nuestra formación, se esmeraban para que los dos estuviéramos bien. Durante el tiempo de pandemia, mi esposo retomó la formación con la Entidad, en el programa Análisis y desarrollo de sistemas de información, en esta ocasión de forma virtual y con el SENA de Soacha. El domingo 5 de junio presentará las pruebas T y T y podrá finalmente graduarse como tecnólogo”

El sueño de Yohan y Patricia a partir de esta formación es poder crear un programa para los niños sordos, donde al teclear un botón se les muestre una seña. Desean instaurar su proyecto en colegios, universidades y empresas, pero saben que es costoso y deben ir paso a paso.

Actualmente, los dos estudian virtualmente en la Universidad del Valle, Interpretación profesional y guía-intérprete para sordoceguera. Yohan es el primer sordo que se forma en este programa, razón por la cual la universidad lo eligió para que estudie portugués para personas sordas.


Oficina de Comunicaciones Regional Cundinamarca

Margareth Layton Camacho: mlayton@sena.edu.co


miércoles, 6 de julio de 2022

El programa SENA Emprende Rural, SENNOVA y Bilingüismo se unieron para conmemorar el rol de las abejas en el mundo

 

Con el propósito de promover la biodiversidad, evitar la muerte de las abejas y brindarles un espacio donde nidificar, los semilleros de investigación SENNOVA implementarán dentro del centro de formación hoteles de abejas.

A través de una feria que se organizó en el Auditorio del Centro de Biotecnología Agropecuaria, las líderes, instructores y aprendices, del programa Emprendedor en Apicultura, expusieron la importancia de estos animales en el mundo.   

“En el SENA, el programa de Bilingüismo es transversal a la formación técnica y tecnóloga que se imparte, y es por eso, que en esta ocasión nos integramos con SER y SENNOVA para que los aprendices pudiesen practicar y demostrar sus competencias en inglés y francés mientras les explicaban a sus compañeros y demás asistentes cada uno de los procesos que se llevan a cabo en la apicultura” mencionó Mónica Osorio, líder de Bilingüismo del centro.

La feria se organizó por stand para que los asistentes conocieran desde cómo trabajan las abejas hasta cómo se empacan los productos que son para la venta. En el primer stand, los aprendices explicaron el rol que tiene la abeja reina, los zánganos y las obreras; en el segundo, se apreció el proceso de extracción con centrífuga y el empaque; en el tercero, se ubicaron algunos productos novedosos como el vino hecho a partir del fermentado de la miel; en el cuarto, se ubicaron a varios emprendedores de la región que llevaron miel, polen, propóleo, jalea real y panales. “Dentro del grupo de emprendedores conocimos a una mujer que está adelantando apicultura urbana, es decir, que tiene las abejas dentro de su casa y no en espacios abiertos como solemos conocer” contó Nubia Matta, dinamizadora del programa SER.

El equipo SENNOVA participó con tres de sus semilleros de investigación del área ambiental: semillero en desarrollo sostenible y sistemas de gestión ambiental; semillero de desarrollo de economía ecológica, solidaria y comunitaria, y el semillero de bioconstrucción, con el propósito de destacar la importancia de las más de 17 mil especies de abejas que existen en el mundo, aparte de la apis mellifera, que están muriendo y siendo extinguidas sin aún conocer mucho de ellas.

“Para nosotros es muy importante que se conozca, que del total de tipos de abejas que existen en el mundo, en Colombia solo se encuentran registradas alrededor de 600; que el 95% de las abejas que conocemos son abejas solitarias y silvestres y el 5% restante son sociables. La mayoría de las personas desconocen que estas abejas no brindan productos de la colmena, pero sí un servicio ambiental fundamental, la polinización. En esta feria nuestros aprendices están hablando de las abejas de las orquídeas, las carpinteras, las cortadoras de hojas, las abejas del sudor, de los abejorros, que técnicamente también son abejas, y de aquellas que no tienen aguijón, porque todas son muy importantes para el aumento de la biodiversidad” agregó Mónica Ospina, instructora del Centro de Biotecnología Agropecuaria.


Oficina de Comunicaciones Regional Cundinamarca

Margareth Layton Camacho: mlayton@sena.edu.co


Alternativas para la producción agropecuaria sostenible, EDT organizado por el SENA Mosquera para aprendices y productores

 

A este evento también asistieron directivos de diferentes instituciones como el director de innovación y extensión de Agrosavia, Carlos Herrera; Alirio Moreno, de la Gobernación de Cundinamarca, y varios profesionales de las alcaldías, principalmente de las secretarías de Desarrollo Económico. 

La estrategia AgroSENA del Centro de Biotecnología Agropecuaria realizó, con el apoyo de la Coordinación de Programas Especiales, un día de campo en el que participaron aprendices, productores de la región, estudiantes y directivos de varias instituciones.

A partir de un recorrido que se hizo por seis estaciones donde se abordaran diferentes temáticas, los invitados conocieron algunas de las nuevas tecnologías que se están usando en el sector agropecuario, y que ya hacen parte de la formación que brinda la Entidad a través de la extensión agropecuaria con la estrategia AgroSENA.

En la primera estación los invitados pudieron ver una demostración de cómo se puede aplicar tecnologías y energías renovables en el sector agropecuario, específicamente en un sistema de ordeño “Gracias a Empumadrid, quien nos prestó amablemente su aula móvil pudimos explicar de forma didáctica los principales componentes y aplicaciones de los sistemas solares fotovoltaicos, tanto los sistemas híbridos (que pueden tomar energías de varias fuentes) como los sistemas pensados para zonas no interconectadas. También hicimos una demostración de ordeño con un equipo cuya alimentación es generada por un sistema solar fotovoltaico” explicó Nelson Gabriel Días, instructor del centro.

La segunda estación correspondió al aula de calidad de leche, donde se explicó cómo se realiza un análisis fisicoquímico, para qué sirve y en qué momento de la producción láctea debe ejecutarse. En la tercera estación, los invitados participaron en dos charlas, la primera impartida por la empresa Integra IAS, que se especializa en diseñar y promover sistemas tecnológicos para el sector agro colombiano, y la segunda por un instructor del centro.

“Con la empresa Integra IAS, que es uno de nuestros aliados, estamos adelantando un convenio interinstitucional con la Asociación de Egresados de la Universidad Earth de Costa Rica para que en un futuro nuestros egresados tengan la oportunidad de hacer sus pasantías o vincularse laboralmente” añadió Claudia Téllez, profesional AgroSENA.

El laboratorio de biotecnología vegetal y biotecnología industrial correspondieron a la cuarta estación visitada. Allí los invitados recibieron información sobre las investigaciones que adelanta SENNOVA con los semilleros. La siguiente parada fue en el aula FESTO y el aula de agricultura de precisión.

“Me siento muy complacida por la cantidad de invitados que nos acompañaron en este día de campo. Tuvimos una comisión de productores agropecuarios y de funcionarios de la Umata del municipio de Funza, representación de Cota, Madrid y El Rosal. Nos visitaron alrededor de 30 estudiantes del colegio Serrezuela, quienes además reciben formación de la Entidad en temas de automatización, y por supuesto, estuvieron nuestros aprendices de varios programas relacionados con la producción pecuaria. Nuestro deseo es organizar más espacios como estos para que cada vez la región se apodere de estos conocimientos” agregó Claudia.


Oficina de Comunicaciones Regional Cundinamarca

Margareth Layton Camacho: mlayton@sena.edu.co